Cómo utilizar el método de la ruta crítica en la gestión de proyectos

Imagen del colaborador - Equipo de AsanaTeam Asana5 de julio de 20219 min de lectura
facebooktwitterlinkedin
Imagen del banner del artículo sobre el método de la ruta crítica

Resumen

El método de la ruta crítica (CPM, por sus siglas en inglés) es una técnica que te permite identificar las tareas que se necesitan para realizar un proyecto. La ruta crítica en la gestión de proyectos es la secuencia más larga de actividades que deben finalizarse a tiempo para completar la totalidad del proyecto. A continuación brindamos los pasos necesarios para que puedas identificar la ruta crítica para tu próximo proyecto.

Al elaborar una hoja de ruta de un proyecto, podrás visualizar las tareas necesarias para alcanzar tu meta final. El método de la ruta crítica es una técnica de gestión de proyectos que consiste en establecer las tareas clave o las tareas críticas necesarias para llevar a cabo un proyecto. 

Esta técnica te permite gestionar las dependencias de las tareas y establecer plazos realistas. Continúa leyendo para descubrir cómo funciona el método de la ruta crítica y cómo puedes utilizarlo con tu equipo para optimizar los cronogramas de los proyectos

¿Qué es el método de la ruta crítica?

El método de la ruta crítica es una técnica que te permite identificar las tareas necesarias para finalizar un proyecto y determinar cierta flexibilidad en el cronograma. Una ruta crítica en la gestión de proyectos es la secuencia más larga de actividades que deben finalizarse a tiempo para completar todo el proyecto. Cualquier retraso en las tareas críticas provocará el retraso del resto del proyecto.

El método de la ruta crítica tiene como fin identificar las tareas más importantes del cronograma del proyecto, detectar las dependencias de las tareas y calcular la duración de las tareas.

El método de la ruta crítica fue desarrollado a fines de la década de 1950 como un método para dar solución al aumento de los costos producido por la planificación ineficiente. Desde entonces, se usa con frecuencia para planificar proyectos y priorizar tareas. Te ayuda a desglosar tareas complejas en tareas individuales y a tener una idea general de la flexibilidad de un proyecto. 

¿Por qué usar el método de la ruta crítica?

El método de la ruta crítica puede brindar información valiosa para planificar proyectos, asignar recursos y programar tareas. 

Razones para usar este método: 

  • Mejora las planificaciones futuras: El método de la ruta crítica se puede utilizar para comparar las expectativas con el progreso real. La información utilizada en los proyectos actuales puede servir para los planes de proyectos futuros. 

  • Permite que la gestión de los recursos sea más efectiva: El método de la ruta crítica ayuda a que los gerentes de proyectos prioricen las tareas, lo cual brinda una mejor idea de cómo y dónde utilizar los recursos. 

  • Evita los obstáculos: Los obstáculos en los proyectos pueden causar pérdida de tiempo valioso. Planificar las dependencias del proyecto con un diagrama de red te dará una mejor idea de qué actividades pueden o no ejecutarse en paralelo y planificar en consecuencia. 

Prueba la planificación de proyectos en Asana

Cómo encontrar la ruta crítica

Encontrar la ruta crítica implica observar la duración de las tareas críticas y las no críticas también. Estos son los pasos, con algunos ejemplos. 

1. Enumera las tareas

Utiliza una estructura de desglose del trabajo para enumerar todas las actividades o tareas del proyecto. La lista de las actividades en la estructura de desglose de trabajo sirve como base para el resto de la ruta crítica. 

Enumera las tareas

Por ejemplo, supongamos que el equipo de Marketing está produciendo una nueva publicación interactiva del blog. Estas son algunas de las tareas que podrían estar en la estructura de desglose del trabajo:

Estructura de desglose del trabajo

Una vez que tengas una idea detallada y clara de todo lo que se debe hacer, puedes comenzar a identificar las dependencias de las tareas.

2. Identifica las dependencias

En función de tu estructura de desglose del trabajo, determina las tareas que son dependientes entre sí, lo cual te permitirá identificar cualquier trabajo que se pueda realizar en paralelo con otro.

Estas son las dependencias de las tareas según el ejemplo anterior:

  • La tarea B depende de la A

  • La tarea C depende de la B 

  • Las tareas C y D se pueden hacer en paralelo

  • La tarea E depende de la D

  • La tarea F depende de la C, D y E

Esta lista de tareas dependientes es conocida como secuencia de actividades, que será utilizada para determinar la ruta crítica. 

3. Crea un diagrama de red

El próximo paso es convertir la estructura de desglose en un diagrama de red, que es un diagrama de flujos que muestra la cronología de las actividades. Crea una caja para cada tarea y utiliza flechas para representar las dependencias. 

Luego añadirás otros componentes con plazos al diagrama de red hasta que tengas claro el programa general del proyecto. 

4. Estima la duración de cada tarea

Para calcular la ruta crítica, la secuencia más larga de tareas críticas, primero debes estimar la duración de cada tarea. 

Para estimar la duración puedes intentar: 

  • Tomar decisiones informadas basadas en la experiencia y el conocimiento

  • Estimar en función de la información sobre proyectos anteriores

  • Estimar en función de los estándares de la industria

Como alternativa, también puedes usar la técnica del paso hacia adelante y hacia atrás:

  • Paso hacia adelante: Es utilizado para calcular las fechas de inicio temprano y finalización temprana al usar una fecha de inicio previamente especificada. La fecha de inicio temprano es el valor más alto de la fecha de finalización temprana de los predecesores inmediatos, mientras que la fecha de finalización temprana es la fecha de inicio temprano + la duración. El cálculo comienza con 0 en la fecha de inicio temprano de la primera actividad y continua a lo largo del cronograma. Determinar las fechas de inicio temprano y finalización temprana permite designar los recursos del proyecto con anticipación. 

  • Paso hacia atrás: Se utiliza para calcular las fechas de inicio tardío y finalización tardía. El inicio tardío es la finalización tardía - la duración, mientras que la finalización tardía es el valor de inicio tardío más bajo de los sucesores inmediatos. El cálculo comienza con la última actividad del cronograma y continúa hacia atrás por todo el cronograma. 

Las fechas de inicio y finalización tempranas y tardías pueden entonces utilizarse para calcular la holgura o flexibilidad del cronograma para cada tarea. 

5. Calcula la ruta crítica

Puedes calcular la ruta crítica de forma manual, pero también puedes ahorrar tiempo utilizando un algoritmo de ruta crítica. 

Estos son algunos de los pasos para calcular la ruta crítica de forma manual:

Paso 1: Escribe las fechas de inicio y finalización en cada actividad.

  • La primera actividad tiene una fecha de inicio de 0, y la fecha de finalización es la duración de la actividad.

  • La fecha de inicio de la próxima actividad es la fecha de finalización de la tarea anterior, y la fecha de finalización es la fecha de inicio más la duración.

  • Y continúa haciendo esto con todas las actividades.

Paso 2: Revisa la fecha de finalización de la última actividad de la secuencia para determinar la duración de toda la secuencia. 

Paso 3: La secuencia de actividades con la mayor duración es la ruta crítica.

Así se vería el diagrama de la ruta crítica si se toma el ejemplo anterior: 

Pasos para calcular la ruta crítica de forma manual

Una vez que hayas calculado la ruta crítica, puedes elaborar el cronograma del proyecto real en función de la misma.

6. Calcula la holgura total

La holgura se refiere a la flexibilidad de una tarea determinada. Indica cuánto se puede retrasar una tarea sin generar un impacto en las tareas subsiguientes o en la fecha de entrega del proyecto. 

Encontrar la holgura es útil para evaluar el grado de flexibilidad del proyecto. La holgura es un recurso que debería ser usado para cubrir los riesgos o problemas inesperados que puedan surgir. 

Las tareas críticas no tienen holgura, lo que significa que sus fechas de entrega son fijas. Las tareas con números de holgura positivos se encuentran en la ruta no crítica, lo que significa que pueden retrasarse sin afectar la fecha de finalización del proyecto. Si tienes poco tiempo o recursos, las tareas no críticas pueden omitirse. 

Se puede calcular la holgura con un algoritmo o de forma manual. Utiliza los cálculos de la sección a continuación para determinar la holgura total y la holgura libre. 

Holgura total vs. holgura libre

A continuación brindamos detalles sobre los dos tipos de holgura:

  • Holgura total: es la cantidad de tiempo que una actividad puede retrasarse desde la fecha de inicio temprano sin retrasar la fecha de finalización del proyecto ni transgredir una limitación del cronograma. Holgura total = inicio tardío - inicio temprano (LS - ES, por sus siglas en inglés) o finalización tardía - finalización temprana (LF - EF, por sus siglas en inglés). 

  • Holgura libre: se refiere a cuánto tiempo se puede retrasar una actividad sin impactar en la actividad siguiente. Solo puede haber holgura libre cuando dos o más actividades comparten un sucesor. En un diagrama de red, ahí es donde las actividades convergen. Holgura libre = inicio temprano (de la tarea siguiente) - finalización temprana (de la tarea actual).

Existen varias razones por las que es útil que los gerentes de proyectos conozcan la holgura:

  • Los proyectos se llevan a cabo a tiempo: Hacer un seguimiento de la holgura total de un proyecto te permite saber si un proyecto está dentro del cronograma. Mientras más grande sea la holgura, es más probable que se termine temprano o a tiempo. 

  • Te permite priorizar las tareas: Al identificar las actividades con holgura libre, tendrás una mejor idea de qué tareas deberían priorizarse y cuáles tienen más flexibilidad para ser pospuestas. 

  • Es un recurso útil: La holgura es el margen de tiempo adicional que puede ser utilizado para cubrir los riesgos de un proyecto o problemas inesperados que puedan surgir. Saber cuánta holgura tienes te permite escoger la manera más efectiva para utilizarla. 

Encuentra la ruta crítica

Cómo utilizar el método de la ruta crítica

El método de la ruta crítica aporta visibilidad al progreso del proyecto, lo que permite hacer un seguimiento de las tareas y los tiempos de realización. A continuación se detallan algunos ejemplos. 

Compresión del cronograma

Aunque no es lo ideal, hay veces en que las fechas límites de un proyecto pueden extenderse. En estas situaciones, hay dos técnicas de compresión del cronograma que puedes utilizar: ejecución rápida e intensificación.

  1. Ejecución rápida (fast tracking): Observa la ruta crítica para determinar actividades que se pueden ejecutar en simultáneo. Realizar procesos en paralelo acelerará la duración total. 

  2. Intensificación (crashing): Este proceso involucra designar más recursos para acelerar las actividades. Antes de obtener más recursos, asegúrate de que siga estando dentro del alcance del proyecto y comunica cualquier cambio a los participantes.

Tener planificada la ruta crítica puede ayudarte a escoger la estrategia apropiada para cumplir con los plazos actualizados. 

Lee: Cómo crear programas de proyectos para que tu trabajo resulte más fácil

Resuelve la falta de recursos

Ten en cuenta que el método de la ruta crítica no contempla la disponibilidad de recursos. Cuando haya una falta de recursos —por ejemplo, cuando un miembro del equipo tiene demasiadas asignaciones o por falta de equipamiento—, puedes utilizar las técnicas de nivelación de recursos para resolver tal problema. 

Estas técnicas tienen como fin resolver los problemas de asignación excesiva de recursos y asegurar que un proyecto pueda ser ejecutado con los recursos que están disponibles en el momento. 

La nivelación de recursos funciona ajustando las fechas de inicio y finalización de un proyecto, por lo que puede que tengas que reajustar la ruta crítica o aplicar esta técnica a actividades que tengan holgura.

Lee: Si te gusta maximizar los resultados del equipo, te encantará la asignación de recursos

Recopila información para su uso posterior

El cronograma creado para el método de la ruta crítica está sujeto a cambios ya que estás trabajando con información aproximada con respecto a la duración de las actividades. Puedes comparar la ruta crítica original con la ruta crítica real a medida que avanza el proyecto.

Esta información puede ser utilizada como referencia para los próximos proyectos y podrás estimar con mayor precisión la duración de las tareas futuras.

Método de la ruta crítica vs. método PERT

El método de la ruta crítica y el método PERT fueron desarrollados en la década de 1950. La técnica PERT se utiliza para estimar la incertidumbre en torno a las actividades de un proyecto mediante el cálculo de un promedio ponderado de las estimaciones optimistas y pesimistas. Evalúa el tiempo necesario para realizar una actividad. 

El método PERT utiliza tres estimaciones para determinar el rango de duración de una actividad:

  1. Estimación más probable (M)

  2. Estimación optimista (O)

  3. Estimación pesimista (P) 

El cálculo para el diagrama de PERT es: Tiempo estimado = (O + 4M + P) / 6

La principal diferencia entre el método PERT y la ruta crítica es el nivel de certeza en torno a la duración de las actividades. La técnica PERT se utiliza para calcular el tiempo necesario para realizar las actividades, mientras que la ruta crítica se utiliza cuando la duración de la actividad ya ha sido calculada. 

Veamos una comparación entre ambas técnicas:

  • La técnica PERT gestiona las actividades inciertas del proyecto, mientras que la ruta crítica gestiona las actividades predecibles del proyecto.

  • La técnica PERT se enfoca en alcanzar o minimizar la duración de un proyecto, mientras la ruta crítica se enfoca en compensaciones de tiempo-costo.

  • La técnica PERT es un modelo probabilístico, la ruta crítica es un modelo determinista.

  • La técnica PERT tiene tres estimaciones para cada actividad, la ruta crítica solo una.

Si dejamos de lado las diferencias, tanto el método PERT como la ruta crítica analizan los siguientes componentes:

  • Lista de tareas necesarias

  • Duración estimada de cada tarea

  • Dependencias de las tareas

Las dos técnicas pueden utilizarse conjuntamente para aumentar su eficacia. Puedes usar el método PERT para obtener estimaciones más realistas de las duraciones de las tareas antes de proceder a calcular la ruta crítica y las holguras.  

Método de la ruta crítica vs. diagrama de Gantt

Los diagramas de Gantt son diagramas de barras horizontales que determinan las actividades de un proyecto, las cuales son monitoreadas en función de un cronograma establecido. Tanto el método de la ruta crítica y los diagramas de Gantt muestran las dependencias entre las tareas. 

Veamos algunas diferencias entre ambas herramientas:

Método de la ruta crítica

  • Visualiza rutas críticas y no críticas y calcula la duración del proyecto

  • Se muestra como un diagrama de red con cajas conectadas entre sí

  • No muestra los recursos necesarios

  • Planifica las actividades en un diagrama de red sin una escala de tiempo

Diagrama de Gantt

  • Visualiza cómo están progresando las actividades de un proyecto

  • Se muestra como un diagrama de barras horizontales

  • Muestra los recursos necesarios para cada actividad 

  • Planifica actividades en una escala de tiempo 

Los diagramas de Gantt se pueden combinar con la ruta crítica para hacer un seguimiento de las rutas críticas a lo largo del tiempo y así mantener los proyectos encaminados.

Utiliza las rutas críticas para una mejor gestión de los proyectos

La ruta crítica puede ser muy útil en la gestión de proyectos, especialmente para planificar las tareas y gestionar los recursos. Con la ayuda de las herramientas de gestión de proyectos, podrás crear cronogramas y dar seguimiento a proyectos fácilmente. Para aumentar aún más la eficiencia de tu trabajo, consulta estos 12 consejos para una mayor productividad.

Lee: 12 consejos para ser más productivo hoy mismo

Recursos relacionados

Artículo

30-60-90 day plan: How to onboard new hires with ease